miércoles, octubre 13, 2004

La fiebre de un sabado azul...

No se si mi cabeza lo recrea por si misma, o si es algo real. Algunas veces se alcanzan momentos de euforia que me hacen sentir vivo, pero otras veces llegan puntos criticos donde parece no puede haber nada despues. Como si fueran noches donde todo el pasado y todos los recuerdos son revelados ante una luz que los muestra como realmente fueron. Cuando uno se enfrenta a lo que es y lo que ha sido, y ve que tal vez las cosas estan lejos de ser como las ha tenido presentes, que unas personas han estado mas lejos, y que los sueños y deseos no van mas alla de eso. Ahora creo que la realidad siempre tiene un filtro, que distorciona todo a partir de la actitud que uno tiene frente a lo que le pasa. Si estoy bien las cosas siempre han estado bien, si estoy mal, todo parece encajar para una vida donde el futuro se estrella ante mi. Pero siempre hay salida, siempre vuelvo a despertar, o simplemente a poner un filtro donde las cosas tienen un color mejor.

1 Comments:

Anonymous Anónimo said...

excelente

10:51 a. m.  

Publicar un comentario

<< Home